Flor de un día

new-radicals.jpg 

Si han venido siguiendo las andanzas de un servidor vía LA CASA DE PLASTILINA, habrán podido deducir mi absoluta inoperancia en lo que a nuevas tecnologías se refiere. Sí, señor. Soy un auténtico cerril para cualquier avance en matería informática o de imagen y sonido. No sé programar el vídeo, ni buscar canales en la tele, ni tengo Mp3, ni soy capaz de decir para que sirve un ipod (¿se escribe así?), ni tengo pen driver, ni cámara digital propia, ni sé hacer powerpoints y a duras penas logro (tras muchas peleas) sacarle partido decentemente al word. De hecho, mis dos mayores logros en cualquiera de estas materias los he adquirido muy recientemente. Uno, lo tienen ante sus ojos. El otro se llama emule. Sí, amigos, hasta hace 4 días uno no sabía cómo puñetas se usaba el emule ni dónde conseguirlo ni nada. Fue el Enano quien, tras mucho insistirme, logró mi permiso para investigar con el ordenador de los Conejeros, sito en mi cuarto, hasta conseguir dotarlo del mágico programa en cuestión. Total, que “la burra” (como diría Gema) ha tenido, fundamentalmente, dos consecuencias en mi vida. En primer lugar, me ha permitido aumentar mi discoteca particular (y mi videoteca; mi última adquisición, “El ilusionista”, pedazo de peliculón, de lo mejorcito que he visto este año, nunca insistiré bastante en que no se la pierdan). En segundo lugar, me ha permitido demostrarme a mí mismo que tengo una memoria brutal para grupos y canciones de juventud de los que nadie se acuerda, de esos que suenan hasta la saciedad durante un par de meses y luego desaparecen sin dejar rastro o se van difuminando hasta convertirse en artistas de minorías. Y ojito, que no hay pocos, ¿eh? Por ejemplo:

¿Se acuerdan de Cornershop? Aquellos chicos británicos, tan popies ellos, que pegaron un megapelotazo con Brimful of Asha allá por el 97 o 98 y que luego volvieron a la escena indie sin hacer ruido. O de Meredith Brooks, aquella tipa que causó escándalo con su Bitch antes de volatilizarse para siempre jamás. ¿Y de Midge Ure? Sí, hombre, el ex-componente de un grupo llamado Ultrabox que nos machacó con su vocecilla aguda en aquel exitazo llamado Breathe que sirvió de melodía a un anucio de los relojes Swatch. Y qué decir de los alemanes Líquido, aquellos que cantaban el Narcotic, canción que solo permanece en la memoria de algunos por ser la melodía que suena cuando me llaman al móvil. Y, hablando de alemanes, cómo olvidar a los mocetones de Bell, Book and Candle, aquel grupo de dos chicos y chica cantante que nos deleitaba con su voz, muy del rollo Dolores O’Riordan, en su Rescue Me a principios del 98, con aquel video “submarino”. Y el ¿noruego? Espen Lind que cantaba aquel pastelón de When Susanna cries. O los Rembrandts (¿alguien conoce una canción suya que no sea la de Friends?); o el ochentero Nick Camen y su I promised myself; o Eagle Eye Cherry y su Save Tonight (la canción que plagió Quique Ros para hacer la del festival de este año); o Sweetbox, aquel grupo que mezclaba música clásica con sonidos rap y R&B en éxitos como Everything’s gonna be allright; o la discotequera Gala; o Ligthouse Family que reventaron ventas con su High; o los escoceses Catatonia que le cantaban a Mulder and Scully; o los Rialto y su Sunday Morning 5:19; o los Semisonic con Closing times; o los Babel Fish y su televisivo éxito Mania; o los Cardigans y su polémico video de My favourite game con aquella carrera desbocada en coche por el desierto… Pero mis favoritos son, sin duda, los New Radicals, uno de esos grupos de cantante-líder pirado que duraron hasta que al resto del grupo se le acabó la paciencia con él. ¿Se acuerdan del You get whay you give? Con lo que molaban… Gema aun debe de tener el disco en casa.

Todos los que he dicho son foráneos pero es que, ¡ay, amigos!, en la España cañí me falta blog para poner todos los ejemplos de estos patinazos musicales de un solo hit. Les dejo con los más grandes exponentes: Los Cucas (inolvidable su “chu-chu-chu-chu-chú” en aquel bombazo llamado La última carta) y los genuinos e inimitables Undrop, los reyes del fenómeno musical del “una y no más, Santo Tomás”. ¿Que no se acuerdan de Undrop? Sí, hombre… Pepsi, el bajo no se oye, monjes hare-krishna, there is a traaaaaaaaain… Míticos.

¿A alguien se le ocurren más? Avísenme, que el emule empieza a estar muy parado.

Por cierto, la lista va en aumento. A ver quién se acuerda de los cansinos Mika, los de Grace Kelly, dentro de un añito o así. Tiempo al tiempo.

Anuncios

~ por Gerardo en mayo 16, 2007.

9 comentarios to “Flor de un día”

  1. Yo, yo , yo!! Yo tengo el cd de New Radicals que me’l regalà Escalada en la radio… en su mítico programa Conservas Escalada!!!!

    Y si, tinc un altre éxit que t’has deixat d’ixa época, el I Get No Doubt de Chumbawamba que si no recuerdo mal fon sintonia de un fifa!!! I bueno , ara no me vé més, però seguro que si rebusque en mis cintas de Escalada gravades de la ràdio ixen un montó més!!!

  2. yo soy más de la movida madrileña, me resulta tan llamativa tan unica.. tan… con almodovar queriendo ser mama… que epoca…sin duda la movida de los 80′

  3. Es cierto, Chumbawamba.. que temazo!!! Se m’havia passat. Después tampoc se tornà a saver res del grupet eixe. Per cert, la cançó, realment, es deia Tubthumping.

  4. En el títol del post jo m’he enrecordat de Miranda Warning, que es feren famosos en una que es deia “Wake up”, que la teníen en castellà i en anglés, i després tenien un altra que es deia com el títol “Flor de un dia”…

    Buff, llegint eixos noms m’he enrecordat de la meua època de dover, fresones rebeldes y Ska P, quina mescla… 😀

  5. Ja, no els he incluit en el post, pero el títul era un xicotet homenatge a ells solo accesible a gente entendida como tu, jejeje. “Despierta” era la versió en castellà de la cançó que dius. Encara feren altre disco i tingueren algo de èxit en “Los restos del naufragio”. A mí me molaven prou.
    Ay, Los Fresones… Wilma, ábreme la puerta, sé que estás con otro… Genials!!!

  6. Eixa cançò de Miranda Warning està molt xula!!! És la que gastarem per al vídeo dels centros juniors de Torrent l’any passat en el dia junior d’Alfafar. Sí, sí, el video eixe que es veia apretujao en una tenda de campanya aguantant tota la calina en mig del carrer.

  7. Dos oservaciones:

    – La canción que citas de los Fresones no es de los Fresones, es de Meteosat.

    – Creo que The Cardigans tiene bastante trayectoria como para ser borrados de la lista de grupos que fueron “flor de un día”.

  8. No sé si la canción es original de los Fresones, pero que también la tocan ellos, sin duda, sí.
    No hablo de la trayectoria, sino más bien de repercusión. The Cardigans entraron directos al estrellato (vía polémica) y luego, aunque no dudo que conserven a sus fieles, desaparecieron para el público en general. También le ha pasado algo similar a gente como Natalie Imbruglia, por ejemplo, aunque en menor medida. De todos modos, evidentemente, la mía es una visión subjetiva y cada uno puede tener la suya; entiendo perfectamente que discrepes.

  9. esta chingonsisimo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: